Valve admite que hace un horrible trabajo comunicándose con los fans

by • 13 marzo, 2015 • SteamComentario (0)988

No es una novedad para nosotros asiduos fans de Valve, si bien la compañía entrega productos increíbles y de calidad, tienen una horrible fama por su terrible trabajo comunicándose con sus fans y así lo reconoció Erik Johnson, encargado de negocios en la compañía al medio Kotaku durante la pasada GDC.

Explicaron parte de su filosofía de trabajar tras cortinas de hierro, donde si bien saben que deberían abrirse más a sus seguidores, no quieren realmente tener a estos tras sus planes de trabajo, aunque consideran que esto debe cambiar.

“En un principio, con juegos como Counter-Strike: Global Offensive, Team Fortress 2 y Dota 2, decidimos tener un acercamiento abierto y directo con la comunidad. Creamos software para nuestros usuarios y al no tener un departamento de marketing, los mismos desarrolladores estaban contacto directo con los muchachos. ¿Por qué no? No le puedes mentir ni ocultar cosas a la internet. El problema es que esto consume tiempo, tiempo que los devs podrían estar haciendo código.”

Si bien tenían buenas intenciones con este modelo, sabían que no podían suplir todas las necesidades de los fans, los cuales constantemente no saben que ocurre dentro de la compañía y la mayor parte del tiempo se sienten ignorados, aunque con su introducción en la industria del hardware, están conscientes que esta situación debe cambiar.

“Nuestra filosofía es siempre entregarle al consumidor el mayor valor posible de lo que recibe, pero definitivamente necesitamos hacer un mejor trabajo en llegar a la gente y contarles que estamos haciendo. Hay algo que no estamos haciendo bien donde necesitamos invertir más tiempo explicando cosas a los usuarios.”

Si bien esto no dice nada concreto, al menos es un paso dentro de lo que más flaquea la empresa, lo cual esperamos ver dentro del futuro próximo. Solamente esperamos esto no llegue en Valve Time™.

Comentarios de Facebook

Related Posts

Comments are closed.